BULTOS O PELOTAS EN EL ABDOMEN SON UNA ALERTA DE ALGUNA ENFERMEDAD

¿Se te ha caído la parte inferior del abdomen? ¡Vamos al hospital!

La caída abdominal es un presagio del inminente nacimiento de un niño. En medicina, este fenómeno se denomina formación del feto o prolapso del útero.

¿Se te ha caído la parte inferior del abdomen? ¡Vamos al hospital!

Para todas las mujeres, esto sucede en momentos diferentes, pero el proceso y las sensaciones que lo acompañan son los mismos para la mayoría de ellas. Una caída muy notable del abdomen antes del parto no debería asustar a una mujer.

Contenido del artículo

¿Cómo se prepara el cuerpo para el parto?

La omisión ocurre debido al hecho de que el niño se está preparando para salir pronto del útero. Durante este período, el cuerpo de una mujer sufre cambios graves que afectan su bienestar.

Cuando queda muy poco tiempo antes del parto, tanto el útero como el bebé cambian de posición.

Cómo se hunde la barriga antes de dar a luz

En este momento, se observan los siguientes procesos en el cuerpo de la madre:

  • El útero desciende a su posición habitual, se mueve unos 4-5 cm;
  • El feto se mueve junto con el útero con la parte de presentación (la parte de presentación del cuerpo que pasará primero por el canal de parto, en flujo normal es la cabeza), aferrándose a él y arrastrándolo;
  • El niño toma cierta posición en la pelvis pequeña. En esta posición, estará hasta el nacimiento en sí. Este fenómeno se llama pliegue y es similar a la preparación de los atletas al inicio;
  • Se reduce la presión sobre el diafragma, que ahora puede expandirse por completo;
  • Los órganos del tracto gastrointestinal, que también estuvieron bajo la presión de un bebé adulto durante varios meses, están cayendo en su lugar;
  • Al mismo tiempo, la vejiga sufre cambios, a medida que aumenta la presión sobre ella, al igual que el recto;
  • Un niño con sobrepeso ejerce presión sobre las extremidades inferiores y los huesos de la pelvis.

Todas las condiciones anteriores afectan a la mujer, pero debe conocer estos fenómenos y estar preparada para ellos.

Signos de prolapso abdominal que ocurren antes del parto

El descenso del bebé y del útero en todas las mujeres embarazadas se acompaña de una serie de signos. De acuerdo con estos llamados síntomas, una mujer debe determinar la aparición del prolapso y prepararse para el hecho de que las contracciones llegarán muy pronto..

La mayoría de las mujeres embarazadas sienten bien este fenómeno, porque es simplemente imposible no notar cambios tan significativos. Los signos externos son claramente visibles incluso para las personas que los rodean a simple vista: el estómago desciende, es decir, no comienza debajo del pecho, sino en el ombligo.

Para asegurarse el desplazamiento, basta con poner la palma de la mano entre el abdomen y el pecho: si interviene libremente, entonces el proceso de preparación para el parto ya está en marcha. Cambio en la forma de andar: caminar se vuelve un poco más difícil a medida que el bebé cambia; a menudo, se observa el llamado andar de un pato unos días antes del nacimiento.

Los signos positivos del prolapso mejoran la calidad de vida de la mujer: el diafragma ya no está bajo presión, se expande, por lo que es mucho más fácil respirar, la dificultad para respirar desaparece y los dolores intercostales desaparecen.

Los movimientos del niño se vuelven menos dolorosos, ya no se ven perturbados por fenómenos tan desagradables como eructos, ardor de estómago, náuseas, sensación de pesadez en el estómago, porque la presión sobre el tracto gastrointestinal disminuye y los órganos pueden funcionar normalmente.

¿Se te ha caído la parte inferior del abdomen? ¡Vamos al hospital!

Sin embargo, hay varios momentos desagradables, sin los cuales la bajada del útero no puede hacer: malestar al caminar y al sentarse (el feto ya es lo suficientemente grande, por lo que presiona los huesos de la pelvis), se ejerce presión sobre la vejiga y el intestino grueso, por lo que la necesidad el baño se vuelve mucho más frecuente, al mismo tiempo que el cuerpo se limpia de sustancias innecesarias y en ocasiones se produce estreñimiento.

Debido a la presión sobre las terminaciones nerviosas, es posible que se presente dolor en la pelvis, la zona lumbar, las piernas y el perineo. Durante una noche de descanso, las mujeres, por regla general, no duermen lo suficiente, no pueden encontrar una posición cómoda.

¿Cuándo ocurre la bajada del vientre antes del parto?

Es difícil saber exactamente cuándo se produce el desplazamiento. Este proceso se ve directamente afectado por el número de partos anteriores, así como por las características individuales del cuerpo de la mujer.

Muchas mujeres embarazadas están interesadas en este tema, ya que este fenómeno indica la inminente aparición del parto. Una vez determinada su condición, la dama puede prepararse para un viaje al hospital y el nacimiento de un bebé. La omisión también ayudará a prepararse para el parto tanto emocional como físicamente.

Indicadores generales de desplazamiento: en primíparas, este proceso comienza 2-4 semanas antes del parto; para aquellas que ya han dado a luz: 2-3 días o inmediatamente unas horas antes del nacimiento del bebé. Los datos proporcionados son promedio, los términos pueden variar ligeramente.

Vale la pena recordar que cada organismo es individual y los indicadores pueden diferir. Los músculos peritoneales también influyen en el proceso: si no están entrenados, relajados, es posible que el niño no esté fijo en la pelvis.

Con cada parto subsiguiente, los músculos de la pared abdominal se debilitan, por lo que normalmente no pueden fijar el útero con el bebé dentro. Esta condición no afecta de ninguna manera el proceso genérico en sí, el niño simplemente se hundirá antes de las contracciones. Cabe señalar que plEl extraño no desciende si la pelvis de la madre es demasiado estrecha o el bebé está acostado de lado.

El desplazamiento está influenciado por el tamaño del feto y la naturaleza de su parte de presentación, y el número de niños en el útero y las peculiaridades de la estructura de la pelvis.

Si el estómago se ha movido demasiado pronto, esto no es motivo de preocupación. Este fenómeno es bastante común, pero no significa que ocurrirá un parto prematuro.

¿Qué hacer cuando la barriga está baja?

Cuando aparecen signos de desplazamiento, una embarazada debe prepararse para el próximo parto para que pase con normalidad y sin excesos:

  • Lo primero que hay que hacer es informar al médico, es decir, al ginecólogo que observó a la mujer en consulta desde el momento del registro. Después del examen y los signos adicionales, podrá nombrar la fecha estimada de nacimiento del bebé. En algunos casos, es posible colocar a la futura madre en un hospital si el parto ocurre pronto;
  • En este momento, puede preparar de manera segura una dote para el niño y su habitación, a donde llegará después del alta del hospital;
  • No se preocupe ni entre en pánico, ya que en este momento una mujer debe sintonizar solo de manera positiva;
  • Es imperativo deshacerse del insomnio u otros problemas de sueño buscando una posición en la que descansar cómodamente. Puede intentar conciliar el sueño con un rodillo debajo de los pies o sin una almohada. Pero no tome una posición reclinada durante mucho tiempo;
  • Si aún no se ha realizado el descenso y la fecha de vencimiento está cerca, entonces se recomienda tomar una posición erguida con más frecuencia, caminar más para ayudar al bebé a moverse hacia el canal de parto;
  • Vale la pena comprar y llevar siempre almohadillas urológicas;
  • Establezca la tasa de líquido que bebe. Debería ser suficiente, pero la hinchazón debe controlarse;
  • Limite la actividad física, los deportes. Pueden contribuir al inicio de las contracciones. Y esto no debe permitirse, ya que el niño determinará por sí mismo cuándo está listo para salir del útero de la madre.

Barriga baja, pero no antes del parto

En un solo caso, el desplazamiento puede convertirse en un momento alarmante: si ocurrió antes de las 35 semanas de embarazo. Tal fenómeno es un signo directo de nacimiento prematuro. Esta es una necesidad urgente de informar al médico. Debe cuidar al paciente, admitirlo y brindarle la asistencia necesaria.

A menudo, el desplazamiento temprano se acompaña de un tono alto del útero, así como de un dolor intenso en la parte inferior del abdomen. En tal situación, la mujer embarazada no debe tomar una posición erguida. Es necesario llamar a una ambulancia y permanecer acostado hasta que llegue.

Después de la hospitalización, que es inevitable en este caso, se prescriben al paciente fármacos tocolíticos. Su acción está dirigida a relajar los músculos del útero. Los médicos tomarán las medidas adecuadas para prevenir losnuevos nacimientos. En la mayoría de los casos, el bebé permanece en el útero hasta la fecha de parto.

¿Cómo rebajar el abdomen en 3 semanas? Terapia Mayr la cirugía sin bisturí

Publicación anterior Celebridades extranjeras que realmente aman a Rusia
Publicación siguiente Colorante natural de azúcar: aplicación, preparación, beneficios y perjuicios.